domingo, julio 29, 2007

Las animas IV


Bueno esto es una historia que comencé hace mucho en este mismo blog, que no quiero dejar sin terminar ya que esta publicada (por si alguien se quedo con la intriga que lo dudo :P). Para los que no la habéis leído os dejo aquí links al resto de las entregas, para los que no os apetezca pues nada pasar esta entrada por alto y esperar al siguiente post ^_^.
Otra aclaración para esta historia es importante el color de los diálogos pero como paso mucho tiempo desde que la empecé solo pueden ser aproximados (porque no recuerdo ya cuales eran). Dicho esto que la disfrutéis:
Las animas I


Las animas II





Las animas IV

-¿Veías sus almas?-pregunto Ela.
-O eso creo, no es un fenómeno para el cual se encuentren manuales ¿Sabes?
-Puede que sí, dentro de libros de psiquiatría.-Susurró
-¿Crees que no fue mi primera opción?, hubo un tiempo en que creí volverme loco, pasaba los días aterrado creyendo que en cualquier momento aparecerían dos enormes tipos vestidos de blanco y me llevarían a no se que lugar, o peor aun que se trataría de un tipo de tumor cerebral. Vi un reportaje una vez que decía que podía ser uno de los síntomas. Así que pase un chequeo tras otro para confirmar lo que ya sabía que estaba completamente sano.
-¿Lo sabías por el aspecto de tu alma?
-No, mi alma es la única que no puedo ver.
-¿Por qué?
-Pues supongo que por que aunque parezca hecha de luz en realidad no lo está, así que no refleja en los espejos.
-¿Y grabándola o en una foto? Dicen que captan lo que no capta el ojo humano.
-Eso es una patraña que solo se creen los pirados amantes de los fenómenos extraños.
-Tiene gracia ese comentario viniendo de ti.-Dijo con una sardónica sonrisa.

El hombre quedo pensativo durante unos momentos, intentando recordar si la última vez que se vio en fotografías o en vídeo fue antes o después de ver el alma de aquel hombre.
-Bueno ¿Qué me dices?
-Qué no recuerdo hacerme fotografías desde entonces, debería intentarlo cuando llegue a casa.
-Encanto, estamos en pleno siglo XXI tengo cámara en mi móvil. Ponte guapo lo mismo estas a punto de ver tu alma.

El clic de la cámara hizo que algunas personas se girasen. Dos hombres incluso miraron hacia el ruidillo enfadados, haciendo pensar que quizás no estuvieran tan solteros como decían.

-¿Y bien?
-Nada solo veo la imagen gris ¿Es gris?
-No, esta en color, con mala calidad y pixelada pero en color.-Comento Ela preocupada.- Quizás sea por la mala calidad de la foto, o por que no esta en papel fotográfico.
-No, ya me imaginaba que no funcionaría, pero no quería que quedase por probar, ¿sabes? Te hace sentirte aun más vacío el que tu alma sea la única que no puedes ver. Aunque tampoco me preocupa tanto, si tengo suerte y no… no… me voy súbitamente quizás cuando todavía tenga consciencia, es ese último instante en el que aun me pertenezca mi último suspiro pueda verla bailar y deshilacharse delante de mi, antes de terminar evaporada en el aire como si nunca hubiese existido…





2 comentarios:

Darka Treake dijo...

mmmmm.... se me ha ocurrido una respuesta...
Pero no estoy seguro, y aunque así fuese, no la diría aquí!

Tienes que continuar esta historia... va?

Escribes muy bien, Niña de ojos tristes...
No lo dudes!!!!


Darka.

Munlight_Doll dijo...

Me alegra que retomaras la historia de nuevo. Desde luego te está quedando genial e interesante. Sólo que a los diálogos les falta un poco de naturalidad, pero por el resto...

¡¡¡QUIERO SEGUIR LEYENDO!!!

Un besote enorme,
Duendecilla